IEVENN
Quiero contarlo yo: mi vida con psoriasis - Celia Requena
IEVENN Salud Vivir

Quiero contarlo yo: mi vida con psoriasis – Celia Requena

Mi vida con psoriasis – Desde que la particular historia de la joven modelo fotográfica Celia Requena apareció en mi portátil, me cautivó. Hace unos días, buscando documentación de una complicada enfermedad sobre la que quería escribir, la psoriasis, apareció su sonrisa cargada de energía.

Quiero contarlo yo: mi vida con psoriasis

La psoriasis es una enfermedad inflamatoria crónica de la piel de origen autoinmune, que produce importantes molestias. La gravedad de los casos de psoriasis va desde una pequeña afección, hasta casos tan llamativos y graves como el de Celia Requena. De hecho, en algunas de las fotos que descubrí en el navegador, su cuerpo está totalmente cubierto por heridas.

En una importante crisis psoriática, el picor y dolor pueden llegar a ser insoportables, y simplemente pensar en una enfermedad crónica como la suya y su forma de enfrentarse a ella, hace que otros obstáculos cotidianos dejen de ser insalvables.

El primer paso para contactar con la modelo de Guadix, Granada, fue enviarle un mensaje privado por la red social en la que mejor se siente: Instagram (@celia_dalmatita). Unos minutos más tarde, mi solicitud de contacto fue atendida amablemente y ya pusimos fecha a una visita y entrevista, en la que me detallaría cómo es posible combinar su pasión -la moda-, con una labor más que loable: enfrentarse a los tabúes de la psoriasis y enseñar a aceptarla como compañera infatigable en la vida.

Modelo y excelente anfitriona, nuestra protagonista también sabe cómo disfrutar de la histórica Guadix y presentar la localidad andaluza a sus invitados. Una entrevista en el restaurante El Búho del Hotel Abentofail es, simplemente, un acierto para compartir la gastronomía local y una conversación interesante.

Quiero contarlo yo: mi vida con psoriasis - Celia Requena

Cuando llega la psoriasis

Celia Requena se ha convertido necesariamente en una verdadera experta sobre la enfermedad en los últimos trece años. Antes… ni siquiera se había cruzado en su camino. “La psoriasis se me presentó con 16 años, de repente,” explica la modelo. “Ese mes de agosto empecé a sentir algo extraño en la piel. Me dije: algo me da alergia… El verano, el sol… Empezó a ir cada vez peor y en septiembre tenía un brote horrible. Tenía todo el cuerpo cubierto de heridas. Me hicieron muchas pruebas, y los médicos dijeron que era realmente grave. De hecho, es el brote más fuerte que he tenido.”

Quiero contarlo yo: mi vida con psoriasis - Celia Requena

“Estaba ingresada en el hospital y no paraban de hacerme pruebas”, continúa recordando de los primeros momentos de la enfermedad. “Hasta que un doctor me dijo que se había descartado el cáncer de piel. En ese momento no lo pensé… Sólo dije que me iba. Me voy. El doctor quería explicarme que tenía otra enfermedad, pero yo sólo quería salir de allí y volver a casa con mis amigos. Voy a arreglarme y salgo de fiesta. El doctor me dijo que tenía una enfermedad grave y que era para toda la vida… Pero en ese momento solo quería salir del hospital y divertirme. Descartar el cáncer fue un alivio para mí.”

Desde el primer brote, no se confirmó la naturaleza de la afección hasta “tres años después.” Comenzaron los primeros tratamientos, pero realmente no se confirmó la psoriasis hasta que cumplió 20 años: “Esa etapa la recuerdo de prueba en prueba, todo tipo; me hacían biopsias y los parámetros no llegaban al nivel de poder confirmarse que se trataba de psoriasis.”

Quiero contarlo yo: mi vida con psoriasis - Celia Requena

Con la confirmación de la enfermedad llegaron los que posiblemente hayan sido los peores momentos de su vida. El golpe de realidad le llegó con tanta fuerza que le hizo tambalear. “Al principio, cuando decían que era una alergia no le di demasiada importancia,” confiesa al describir aquellos momentos. “En el momento que vi que la cosa era seria… Reaccioné mal. Bastante mal. Con mucha rabia. No entendía por qué tenía que estar así. Yo estaba bien, me encontraba bien… Mis analíticas eran perfectas. ¿Qué pasa? ¿Por qué? Los primeros días los pasé muy muy mal…”

“Un día que fui con unos amigos a una piscina pública no me dejaron bañarme porque pensaban que era contagioso,” recuerda con un gesto de rabia. “Fue una situación vergonzosa para mí y mi familia. Me dije: esto tengo que llevarlo de otra forma. Así no puede ser. Iba a terminar hundida. Fue en verano… pero es que en septiembre comenzaba en el instituto, con nuevos compañeros. Los primeros días de clase, por ejemplo, en clase de educación física, nadie quería acercarse a mí.”

Una de las anécdotas que recuerda de esos días de instituto es cuando una mañana llegó a clase y “alguien había escrito en la pizarra algo como ‘Celia tiene SIDA’ o algo así. Mi reacción fue preguntar quién había escrito eso. Entonces, un chico se acercó y dijo que había sido él… Sin pensarlo, le pegué un puñetazo. Tenía demasiada rabia contenida. Mi etapa en bachillerato fue una pena porque mis compañeros no preguntaron qué me pasaba y tan sólo me evitaban por desconocimiento. Fue muy duro. Nadie del centro me ayudó.”

Quiero contarlo yo: mi vida con psoriasis - Celia Requena

Con el diagnóstico llegó la aceptación y el compartir

Cuando se confirmó que se trataba de una psoriasis grave, fue natural aceptar la nueva vida: “Me dije: es lo qué tengo y es con lo que voy a vivir”.

“Quien quiera saber sobre la enfermedad, yo estoy para explicarle lo que necesite,” continúa Requena. “Y quien no tenga interés en saber más… es su problema. Directamente voy a ignorarlo. Tenía que ser yo quien contara qué es lo que me pasa. Quiero contarlo yo. Quiero ser yo quien lo explique. Esta forma de ver las cosas me tranquilizó y me pude centrar en mi tratamiento y mi trabajo.”

Desde el momento en el que conoció su enfermedad, prácticamente cambió su vida. Ahora se siente fuerte y se enfrenta a su día con la sonrisa que comparte, dejando atrás largas noches de lágrimas. Además, el destino siempre ofrece alguna aventura más y Requena es muy afortunada en ese aspecto…

“No recuerdo exactamente cómo fue, pero una mañana alguien se me acercó en la calle y me comentó que su hija tenía algo parecido y estaba asustada”, relata con un brillo especial en los ojos. “Esto me hizo pensar y darme cuenta que cada detalle que he aprendido sobre la psoriasis, me ha costado mucho. Realmente no hay demasiada información y no encontraba alguien con la que compartir mis dudas, mis temores. Entonces fue cuando me di cuenta que me apetecía hablar sobre lo que me pasa… Es un desahogo para mí. Compartir mi vida con psoriasis y aportar una visión positiva de ésta, es una terapia personal.”

“Al principio sólo compartí algunas fotos y expliqué qué es la psoriasis en Instagram, entonces recibí algunos mensajes de personas que me decían que me entendían y  que ellas también pasaban por lo mismo,” comenta ahora como exitosa comunicadora y experta en redes sociales. “A mí me hubiera gustado contar con alguien que me hubiera dado una perspectiva de lo que me pasaba… Simplemente comentar lo que tomo, o lo que me sienta bien… O que te den los buenos días. Todo ha ido creciendo y ahora somos una comunidad maravillosa. He conocido mucha gente y todos nos ayudamos.”

Ayudar a los demás y compartir su conocimiento sobre la enfermedad, ocupa gran parte del tiempo de Requena. Su actividad en canales de Instagram o YouTube va creciendo aportándole nuevas situaciones continuamente. Los muchos buenos y algunos malos momentos frutos de las redes sociales, siempre “son experiencias con un lado positivo y algún día pueden ser útiles para ayudar a alguien.”

“Cuando pienso en algunos casos en particular, me emociono. Vivir situaciones extremas de personas que no aceptaban la enfermedad y su vida con ella, fue muy exigente para mí, pero cuando se logra hacer feliz a alguien que estaba hundido… da todo el sentido a mi vida. Ahora amo comunicar y hacer público mi camino hasta aquí, para que cualquiera pueda beneficiarse de mis pasos dados”: Celia Requena.

Consultorio de Sexo: «Sé que amo a mi pareja pero siento que la llama de la pasión se apagó y quiero revivirla»

Medios

Un anticuerpo de una superviviente del SARS muestra una vulnerabilidad ante el Covid-19

Medios

¿Funcionan realmente las mascarillas frente al coronavirus?

Medios

El coronavirus viaja a mayores distancias de las que se pensaban

Medios

Guía de las mascarillas de hidrogel: ¿realmente funcionan?

Medios

Equivalencias de dátiles para sustituir al azúcar en las recetas

Medios

¿Aceite de coco para hidratar el cabello? Beneficios y cómo se usa

Medios

Prueban en ovejas un nuevo prototipo de respirador para luchar contra el coronavirus

Medios

¿Por qué deberías beber un vaso de agua recién levantado?

Medios

La primera línea de batalla contra el coronavirus: «Viví el 11-M y esto es similar… enfermería de guerra»

Medios

Este es el tamaño de la cuarentena por coronavirus en distintos países del mundo

Medios

¿Cómo afecta el coronavirus a pacientes asmáticos y alérgicos?

Medios

Dejar Comentario