IEVENN
Gastronomía

Receta de helado casero de galletas María

Helado de galletas María  EMMA GARCÍA

Las galletas María han sobrevivido al paso de los años, y a pesar de que ahora sabemos que están muy lejos de ser un desayuno o merienda saludable, siguen estando presentes en las estanterías de todos los establecimientos y en muchas cocinas. Aún así, y aunque no deberían formar parte de nuestra dieta diaria, podemos comerlas de vez en cuando para recordar ese sabor que nos ha acompañado durante décadas.

Mojadas en leche, con natillas, en forma de tarta… Se han utilizado de mil maneras desde que aparecieron en 1874 (casi un siglo después en España) y, como no, en pleno calorazo también podemos preparar un delicioso helado de galletas María con todo su sabor para refrescar alguna que otra merienda veraniega.

Podemos servirlo en forma de bola o poner una porción entre dos galletas para hacer un sandwich helado. De cualquier forma será un éxito asegurado. Un helado casero más para añadir a la lista y seguir disfrutando del resto del verano. Queda riquísimo.

Ingredientes

  • 200 gr. de galletas María
  • 600 ml. de leche evaporada (o leche entera)
  • 200 ml. de nata para montar
  • 100 gr. de panela
  • 2 yemas de huevo

Preparación

Separamos un poco de leche para mezclarla con las yemas. Como es verano, es muy importante que las yemas estén poco tiempo fuera del frigorífico, así que lo ideal es que las preparamos, las mezclemos con la leche y las volvamos a dejar en frío hasta el momento de usarlas.

En un cazo calentamos la nata con el azúcar. Antes de que rompa a hervir apagamos el fuego y dejamos templar.

Trituramos las galletas María hasta conseguir una textura de arena. Podemos usar una batidora o robot de cocina o meterlas dentro de una bolsa de congelados y darle golpecitos con un rodillo para triturarlas de forma manual. Podemos dejar algún trocito más grande para encontrarlo a la hora de comer el helado.

Mezclamos las galletas trituradas con la leche y añadimos el contenido al cazo con la nata. Calentamos de nuevo sin que llegue a hervir y apagamos el fuego. En ese momento, echamos las yemas que hemos mezclado con leche y removemos bien. Si hay más grumos de galleta de los que nos gustaría podemos pasarlo por la batidora.

Dejamos templar y pasamos la mezcla a un tupper que no sea demasiado alto. Si no tenemos robot de cocina que pueda triturar hielo, removemos el helado una vez cada hora durante 4-5 horas para conseguir que quede cremoso. Si tenemos robot de cocina no es necesario remover cada hora, justo antes de servir trituramos a media potencia y con intervalos de 20 segundos hasta conseguir una textura cremosa. Si nos pasamos y queda demasiado blando podemos volver a congelarlo otros 15 minutos.

Receta de galletas de avena, plátano y chocolate

Medios

Los 17 mejores lugares para hacer brunch en Buenos Aires

Medios

Albert Manso, del restaurante Tickets, aspirante a mejor chef joven del mundo

Medios

Diferencias entre marinar, macerar, adobar y escabechar

Medios

Receta de bizcocho de yogur griego y arándanos

Medios

La «carne» vegetal no es más sana, advierte el director del principal supermercado ecológico de Estados Unidos

Medios

Recetas para aprovechar las hojas verdes de los puerros

Medios

Caviar, oro negro con sabor español

Medios

Por qué es importante airear el vino y cómo hacerlo correctamente

Medios

Pasión por el chocolate: su consumo en España sigue creciendo

Medios

Día Internacional del Chocolate: tres deliciosas recetas para celebrarlo

Medios

Trivial: ¿Cuánto sabes del chocolate?

Medios

Dejar Comentario