IEVENN
Baloncesto

Un descomunal Ayón reanima al Real Madrid: espectacular remontada en Estambul

Ayón anota ante la defensa de Anderson, del Efes. EUROLEAGUE

El Madrid, que perdía por 15 puntos al final del tercer cuarto, rompe su mala rancha con su agónica victoria ante el Efes

Ayón acabó con 20 puntos (10 de 11), 10 rebotes y 34 de valoración en apenas 21 minutos. El día que se convirtió en jugador español

De los pequeños baches, tan habituales, tan comprensibles en estas temporadas sin respiro, se escapa así. Con un arreón de orgullo, con un puñetazo en la mesa cuando la angustia amenazaba con volver a arruinarlo todo. El Real Madrid protagonizó en el Sinan Erdem una de sus alucinantes remontadas, esos ejercicios de amor propio que han fraguado su propia leyenda. Un triunfo con un nombre propio sin discusión: Gustavo Ayón.

Fue quizá el partido más perfecto que se le recuerda al azteca y ya en su carrera ha hollado mil cumbres. Una exhibición breve y rotunda, una lección en Estambul el mismo día que se convirtió en jugador con pasaporte español. Firmó 20 puntos con un solo fallo en el tiro, 11 rebotes, tres asistencias y dos robos (34 de valoración). Todo en apenas 21 minutos en pista. Un huracán ante el que el Anadolu Efes sólo pudo claudicar.

Fue el despliegue del mexicano el que propició la resurrección blanca, el que reanimó a un equipo que marchaba de cabeza hacia su cuarta derrota consecutiva, la tercera en Euroliga. Bien avanzado el tercer cuarto, el grupo de Pablo Laso, perdido en la euforia turca, tenía una losa encima. No sólo eran ya los 15 puntos a remontar (69-54 tras un triple de Micic), era el lodo el que estaba metido hasta las cejas. Los lanzamientos no entraban, los errores se multiplicaban y el rival se venía arriba, sacando músculo de su, hasta ahora, estupenda temporada.

Si el año pasado únicamente logró ganar siete partidos en toda la competición, ahora se codea con la élite. Ha encontrado Ergin Ataman un punto dulce, con Moerman, Micic y Beaubois, unidos al poderío bajo aros de Pleiss y Dunston. Fue el gigante alemán el que golpeó en el amanecer y el ex del Barça el que continuó la puja (acabó el francés con 19 puntos y 10 rebotes), dejando al descanso ya una ventaja alarmante (47-40).

En el Madrid todo eran problemas, pese al retorno de Llull. Demasiadas faltas, defensa trémula y puntería perdida. Pero el campeón tiene un orgullo envidiable. Su remontada, otra más, comenzó con un pequeño golpe, el que protagonizaron Campazzo y Deck al comienzo del último acto. El milagro fue después cosa de Ayón, una pesadilla. No sólo por sus puntos y rebotes, también porque consiguió llenar de dudas a un rival que hacía nada era un torbellino.

El final del partido del Efes fue una calamidad. Pleiss falló estrepitosamente bajo aros, a Micic se le escapó el balón y el propio Pleiss cometió una estúpida falta sobre Llull que iba a suponer la culminación de la remontada, a 17 segundos del final. También gestionó mal ese ataque postrero el equipo otomano, que ni fue capaz de hacer falta después, ante la alegría blanca. Sí, el Madrid lo había vuelto a hacer.

San Pablo Burgos: Esta temporada vamos #MásLejosQueNunca

Medios

Matt Thomas: «Contento con mi primer año en Valencia»

Medios

Ferran Bassas se desvincula del Iberostar Tenerife

Medios

Thomas Heurtel: Una actuación de leyenda y sin premio

Medios

Tavares: «Esto es creer y seguir intentándolo»

Medios

Pablo Laso: «No puedo más que estar orgulloso de mis jugadores»

Medios

Jaycee Carroll, 8º triplista en Playoff

Medios

El milagro de Carroll: un triple sobre la bocina evita una victoria que ya celebraba el Barcelona

Medios

Pesic: «Creo que merecimos la victoria, pero hemos perdido»

Medios

Rudy Fernández, 10º en victorias de Playoff

Medios

Pablo Laso, 6º en partidos de Playoff

Medios

Carroll se viste de héroe para ganar un partido imposible (81-80)

Medios

Dejar Comentario